No hay mejor incentivo para la formación que las épocas de crisis. Es cierto que el capítulo formativo suele constituir una cómoda, sino la primera, “víctima” para aquellas organizaciones embarcadas en programas corporativos de reducción de costes. Sin embargo, no es menos cierto que es, en esas mismas circunstancias, cuando la gente, aunque sea a título particular, muestra un mayor interés por la oferta formativa del mercado.

Sin embargo, ese urgente interés  – motivado por la necesidad de complementar, o actualizar, los conocimientos de cada uno y lograr, con ello, “engordar” el CV personal –  no ha de ir exento de las debidas garantías que aseguren una formación de calidad.

El ámbito propio de este cuaderno de bitácora  – el Gobierno Corporativo de las TIC –  no es ajeno a la situación descrita: los profesionales que busquen formarse en el terreno de la gobernanza de TI deben considerar hacerlo, también, con las oportunas garantías.

Consciente de este hecho, ISACA, la organización que “sirve a los profesionales del gobierno de las TI“,  como ella misma se define, lleva varios años impulsando una formación de calidad en su modelo de referencia, CobiT. Una de las primeras iniciativas en este terreno fue la puesta en marcha, en noviembre de 2004, de las Convenciones de Usuarios de CobiT (en inglés, CobiT User Conventions), eventos formativos en torno al modelo, en cuyo seno surgió la figura de los Instructores de CobiT Acreditados.

Un Instructor de CobiT Acreditado por ISACA (en inglés, Accredited CobiT Trainer, ACT) lo está para impartir, únicamente, formación “reglada” por la propia Asociación, en el marco de su programa educativo “Dominando CobiT” (“Mastering CobiT“). Entre los cursos que forman parte del mencionado programa se cuentan, sin duda, dos de los más conocidos y demandados: “Fundamento de CobiT” (“CobiT Foundation Course“), que da paso al examen y certificación profesional homónimos (CobiT Foundation Exam/CobiT Foundation Certificate), y el de “Implantación de Gobierno de TI usando CobiT y Val IT” (“Implementing IT Governance using CobiT and Val IT“).

No es ningún secreto que, hoy día, la oferta formativa para la impartición de tales cursos es muy variada y que cada vez lo será más. Del igual modo, no es menos cierto el escaso número de profesionales acreditados por ISACA. Por tal razón, tenga muy en cuenta en manos de quién se confía a la hora de planificar su formación. ISACA ha dispuesto, muy recientemente, una página web específica sobre formación en CobiT (CobiT Training) en la que Ud. encontrará la relación completa de instructores acredidatos a nivel mundial para los distintos cursos.

Tenga en cuenta, asimismo, otros detalles, no menores, como que un instructor que posea la certificación “CobiT Foundation Certificate” no es, por ello, un Accredited CobiT Trainer, aún siendo aquél uno de los requisitos básicos; o que el curso “CobiT Foundation Course” en su modalidad presencial, es un curso de dos días (14 horas) y no de una jornada (8 h.), como se puede ver en alguna oferta aparecida en el mercado.

Si, por el contrario está Ud. interesado en convertirse en un Instructor de CobiT Acreditado, no pierda de vista que habrá de seguir un tedioso proceso formativo-administrativo, habitual, por otro lado, de las relaciones con ISACA.

En el ámbito formativo deberá Ud.:

  • cursar la formación oficial “CobiT Foundation Course”;
  • superar la prueba “CobiT Foundation Exam”;
  • obtener la certificación profesional “CobiT Foundation Certificate”; y,
  • asistir a un taller de “formador de formadores” impartido por un Instructor de CobiT Accreditado, por cada uno de los cursos oficiales de los que quiera Ud. acreditarse.

Finalmente, en el lado meramente administrativo, deberá Ud. ser capaz de ofrecer pruebas de su experiencia práctica con el modelo CobiT, de su bagaje profesional como formador y, en definitiva, adherirse a una serie de requisitos burocráticos y económicos, exigidos por la Asociación, como garantía de su compromiso con la calidad de la formación que va a impartir y del mantenimiento de su acreditación.